¿Existe la discriminación dietaria?

La alimentación al ser un derecho, debe ser garantizada para todo el mundo, y adecuada para su género, edad y creencias.

Escrito por Karina González Bret
08/12/2021 04:14

Este 19 de Octubre se conmemoró en México el día nacional contra la discriminación.

Nos hemos acostumbrado cada vez más a hablar de la inclusión como un tema de responsabilidad social, dándole un peso extra a la inclusión de género, a la inclusión de personas con discapacidad, a evitar la discriminación contra personas por sus características personales o sus creencias, pertenecientes a grupos que históricamente se han visto vulnerados y se han considerado, erróneamente, minorías.

No obstante, pocas veces se reflexiona sobre el papel que tiene la discriminación en la desnutrición, y del cómo el derecho universal a la alimentación sana, justa y sostenible, vulnera también a distintos grupos por sus características personales, de grupo o de creencia, sobre todo cuando se trata de lo que los comedores industriales pueden ofrecer a sus colaboradores.


Te puede interesar: Diversidad e Inclusión ¿qué tiene que ver con la alimentación?


Discriminación por género

En general los esquemas de alimentación, consideran una fórmula única para todas las personas, la misma cantidad de calorías y de macronutrientes para todos los comensales de un comedor, independientemente de su género, o si están en etapa de gestación o lactancia. Los servicios médicos de las empresas o en dado caso, el área de recursos humanos, deben asegurar que las personas que se encuentren en estado gestacional o de lactancia, tengan acceso a alimentación nutritiva y adecuada, así como proveer de espacios aptos para promover la lactancia infantil. Por otro lado, la mayoría de las personas que toman decisiones dietarias dirigidas por la ética, son mujeres y en países como México, todavía son las mujeres las que preparan los alimentos para la familia y ellas mismas, reduciendo su balance de vida y trabajo al no ofrecer opciones adecuadas en los comedores para todos los grupos.


Discriminación por color de piel o grupo étnico

Existe una correlación importante entre la desnutrición y el origen étnico o el color de piel, siendo que en países como Estados Unidos, las personas afrodescendientes y las de origen hispano, tienden a tener mayor desnutrición o menor acceso a alimentos de calidad que las personas blanca, mientras que en México, los pueblos indígenas y afrodescendientes son los grupos que sufren mayor desnutrición y pobreza. Esto se ve intensificado por el hecho de una falta de infraestructura para la distribución equitativa y almacenamiento de alimentos en todas las regiones, principalmente las indígenas: en estas regiones, llegan alimentos super-procesados pero no frutas y verduras frescas a costos accesibles, mientras que su gastronomía se ha visto mermada por este hecho.

En México, las comidas occidentales, principalmente en los restaurantes de comida rápida (hamburguesas, hot dogs, pollo frito, pizza, etc.), han desplazado a la gastronomía mexicana, mientras que nuestra gastronomía se transformó, por el racismo en comida de pobres.


Estado de salud

Una dieta adecuada, puede prevenir, controlar y hasta curar ciertas enfermedades, es por ello, que cada vez más profesionales de la salud utilizan la dieta como coadyuvante en el tratamiento de distintas enfermedades, siendo aquellas ricas en vegetales, frutas, granos y cereales, las que mejores resultados tienen en la mayoría de los tratamientos, por lo que se sirve en los comedores, en definitiva puede ser un riesgo para la salud. Así pues, las personas que laboran en una empresa que ofrece servicio de comedor, debieran tener una nutrición de acuerdo a sus afecciones y complementarse con entrenamiento nutricional, como parte de las estrategias de salud y seguridad.


Creencias y sistemas filosóficos

Esta es quizá la discriminación más invisibilizada, ya que se consideran las decisiones dietarias, como decisiones personales, sin embargo, existe detrás también una razón que puede ir desde una religión, una ideología o una cuestión ética. Las personas que llevan dietas especiales por sus creencias, deben ser proporcionadas con una nutrición adecuada y que a su vez se acople a sus creencias, y no debe ser limitado únicamente a las creencias religiosas comunes como el judaísmo, hinduismo o el islamismo por mencionar las más conocidas, sino también posturas éticas, ya sea por la protección de animales como por el medio ambiente, como lo son el vegetarianismo y el veganismo, que en ciertas regiones ya se encuentran protegidos como una creencia filosófica, y al no ofrecer la misma prestación de comedor a estos grupos, se incurre en discriminación dietaria o hasta religiosa, sin contar el acoso y discriminación que pueden llegar a vivir en sus lugares de trabajo.


Ostracismo social

El momento de la comida ya sea en el trabajo o en restaurantes para convivencias sociales, es una herramienta de socialización importante. Las personas con dietas alternativas o necesidades dietarias diferentes, se ven obligadas a convivir en lugares donde no hay opciones para ellas, lo cual también genera incomodidad social, tanto para su grupo como para la persona en cuestión, generando exclusión social al mediano plazo. Por ello, es importante generar una convivencia sana alrededor de la comida, respetando las diversidades y promoviendo la inclusión y aceptación de estas diferencias.

El no ofrecer en los menús opciones para toda comensalidad en comedores o restaurantes, es también una forma de discriminar, por lo que es importante que siempre exista una buena cantidad de opciones, nutricional y culturalmente adecuadas, así como atractivas a la vista y el paladar, acompañado de una educación nutricional para apoyar las decisiones dietarias de las personas sin poner en riesgo su salud.

Alianza Alimentaria tiene un programa de inclusión dietaria que puede eliminar este riesgo del menú. Contáctenos para orientarle.


<< Anterior Siguiente >>