¿Cuáles son los beneficios de una alimentación a base de plantas?

En el Día Mundial Sin Carne te platicamos por qué es recomendable llevar una dieta basada en plantas y su impacto en tu salud.

Escrito por Alejandra Gloria Piña
30/09/2020 17:00

Llevar una alimentación en donde las bases sean las verduras, frutas, cereales, leguminosas y semillas puede brindarte muchos beneficios para tu salud, economía y estilo de vida, y también tiene repercusiones positivas en el medio ambiente y la seguridad alimentaria, al ser una de las más sostenibles.

Pero, ¿cuáles son estos beneficios?

Ayuda a mantener un peso saludable

En un estudio realizado por el Diario Internacional de Obesidad y Desórdenes Metabólicos, se encontró que las personas que siguen una alimentación basada en plantas, que incluya una variedad de verduras, frutas enteras, granos integrales, leguminosas o legumbres, nueces y semillas, tienen más probabilidades de tener un porcentaje de grasa saludable y menos probabilidades de tener sobrepeso, manteniéndose dentro de los rangos de Índice de Masa Corporal para normopeso. Por el contrario, el consumo de grasas saturadas de los alimentos de origen animal, el exceso de proteína proveniente de las carnes, y una dieta baja en fibra está relacionada con alto índice de masa corporal y mayor acumulación de grasa corporal.

Previene contra enfermedades crónico degenerativas

Diversos estudios epidemiológicos han demostrado que los adultos que llevan una alimentación a base de plantas tienen una menor incidencia de muchas de las enfermedades crónicas controladas por la dieta y hábitos de alimentación, como hipertensión arterial, diabetes mellitus tipo 2, y enfermedades cardiovasculares. De hecho, las personas que siguen este tipo de alimentación tienen más probabilidades de mejorar la sensibilidad a la insulina y reducir los niveles de colesterol y triglicéridos en la sangre, así como de disminuir la dosis de medicamentos tomados, según sea el caso.

Promueve un consumo seguro de alimentos

Los alimentos de origen animal, como carne, lácteos y los peces criados en granjas pueden contener hormonas, esteroides y otros residuos tóxicos de su alimentación y procesamiento. El consumo de productos orgánicos y la reducción del consumo de alimentos de origen animal pueden ayudar a limitar la exposición a estas toxinas.

Permite ahorrar dinero en la compra de productos alimenticios

Según un estudio que compara el costo de diversos tipos de alimentación saludable, quienes siguen una dieta basada en vegetales pueden ahorrar alrededor de $750 USD por año. En México y otros países de Latinoamérica, el consumir frutas y verduras de temporada, granos integrales, leguminosas como los frijoles, lentejas, garbanzos y soya, y oleaginosas como cacahuates, semillas de girasol y calabaza resulta económico y también muy nutritivo. El adquirir nuestros alimentos en mercados locales y centrales de abastos, y aprovechar adecuadamente los alimentos para evitar una gran cantidad de residuos o desechos alimentarios, también son formas importantes de reducir costos.

Es amigable con el medio ambiente

La gran demanda de productos de origen animal es una de las principales causas de la deforestación de selvas y bosques, ya que estos espacios se utilizan para la crianza de animales y cultivo de los alimentos que requieren, siendo así que casi el 30% de la superficie terrestre se usa para criar ganado. Los animales de granja también contribuyen a los gases de efecto invernadero, que se relaciona con el calentamiento global.

Economiza el uso de recursos energéticos

Los alimentos de origen vegetal requieren menos energía, espacio y agua para su producción, preparación y almacenamiento, que los alimentos de origen animal. Producir 2 libras (1 kg.) de proteína animal utiliza 100 veces más agua que la misma cantidad de proteína de los granos. Además, muchos alimentos de origen vegetal no requieren mantenerse refrigerados y pueden consumirse crudos, disminuyendo también el uso de energía para su preparación y almacenamiento.

En Alianza Alimentaria buscamos darte opciones de alimentación que sean saludables y nutricionalmente adecuadas, que no representen un gasto extra en la compra de los insumos alimenticios, y que además tenga impactos positivos en el medio ambiente y la utilización de recursos. Hoy, Día Mundial Sin Carne, te invitamos a reducir tu consumo de alimentos de origen animal e incluir más platillos que se basen en vegetales; en este blog puedes encontrar más información sobre la diferencia entre los impactos ambientales de los alimentos de origen vegetal y los de origen animal. ¿Quieres probar recetas a base de plantas? Encontrarás nuevas preparaciones atractivas y deliciosas, en este sitio hay muchas opciones, desde sopas, ensaladas y guarniciones, hasta "antojitos" y postres.


<< Anterior Siguiente >>